De a poco vuelve el agua potable y la energía eléctrica en Santo Tomé
Santo Tomé: corte y extracción de árboles y ramas caídas por la tormenta Crédito: Municipalidad de Santo Tomé
La Región
Redacción El Santafesino
24/02/2016
agua potable energía eléctrica EPE

De a poco vuelve el agua potable y la energía eléctrica en Santo Tomé

Luego de dos jornadas de intenso trabajo, el servicio de agua corriente comienza a normalizarse en la ciudad. Se completaron los trabajos de la EPE sobre el tendido de baja tensión que alimenta las bombas extractoras que proveen de agua a los tanques que abastecen el servicio en la ciudad.

De este modo personal municipal puso en funcionamiento los seis tanques que integran el sistema de agua potable: el tanque central, que abastece a casi al 60% de la red, y los tanques ubicados en los barrios General Paz, Zazpe, Loyola, Libertad y Adelina Oeste.

Si bien todavía el servicio funciona con baja presión, la misma se irá normalizando con el correr de las horas. Por el momento es probable que se experimenten dificultades para cargar los tanques de reserva, así como para alimentar propiedades en altura.

En este sentido desde el Gobierno de Santo Tomé se reitera el pedido a los vecinos para que racionalicen el uso del agua a fin de agilizar la normalización del servicio.

Operativo de emergencia de provisión de agua

Como medida paliativa ante la emergencia, la Municipalidad de Santo Tomé, dispuso que en el tanque de la Vecinal General Paz (Libertad y López y Planes) se distribuya agua apta para consumo a todos aquellos vecinos que se acercaran a solicitarla llevando su propio envase.

Asimismo se organizaron tres equipos de voluntarios y funcionarios municipales para realizar un operativo especial a través del cual se distribuyeron bidones de agua potable en distintos barrios de la ciudad.

Paralelamente, tres camiones regadores fueron asignados a la zona de las Adelinas Este, Centro y Oeste para distribuir agua que, en este caso, no era apta para consumo, sino para ser utilizada con fines de limpieza e higiene personal.

Estas medidas tuvieron por objeto aliviar la demanda de los vecinos mientras la Empresa Provincial de la Energía continuaba trabajando para restablecer el servicio eléctrico en los tanques que abastecen de agua a los sectores mencionados.

Servicio de energía eléctrica

En cuanto al servicio de energía eléctrica, cuadrillas de la Empresa Provincial de la Energía se abocaron desde el primer momento posterior a la fuerte tormenta a restituir, como prioridad, los circuitos de media tensión que alimentan la ciudad.

Se estaban completando todos los circuitos existentes de manera tal que las cuadrillas continúen con las tareas de reparación en los circuitos de baja tensión, que son los que alimentan las redes domiciliarias.

Al respecto, desde la EPE informaron que una vez activados cada uno de los servicios de media tensión, aquellos circuitos de baja tensión que se encontraban en condiciones entraron en servicio en forma inmediata.

Sin embargo, los sectores donde aún persistían cables cortados u otros desperfectos continuarán sin suministro hasta tanto dichos problemas sean solucionados. De este modo, en todos los barrios puede haber sectores puntuales donde todavía no se cuente con el servicio eléctrico.

En este sentido la EPE remarcó que la prioridad es no poner en riesgo la vida de los ciudadanos habilitando sectores que no estén con todo el tendido en condiciones.

Servicio de recolección de residuos

El servicio de recolección de residuos se presta con normalidad según el cronograma de zonas y horarios habituales. El servicio será restringido solamente en aquellos sectores que continúen con complicaciones por los efectos del temporal, como por ejemplo calles cortadas por árboles o postes aún no removidos.

Asimismo, cuadrillas municipales, reforzadas con escuadrones de bomberos de diferentes localidades y personal del Ejército, continuaron con las tareas de corte y extracción de árboles y ramas caídas durante la tormenta, así como la limpieza de calles y espacios públicos. Se habían cortado y despejado 116 árboles y ramas de gran tamaño de las más de 150 que se registraron entre los reclamos recibidos y lo relevado por los recorridos de las cuadrillas municipales. Es importante mencionar que la tarea, hasta el momento, se enfocó en el corte de los árboles y ramas y el despeje de las calles para restituir la circulación. Se pondrá en marcha un operativo especial para la remoción de los restos generados con estas tareas, lo que demandará varios días de trabajo de los equipos recolectores de basuras generales.

El operativo de emergencia fue coordinado, desde su inicio, por la intendente municipal Daniela Qüesta junto con personal de Protección Civil de la provincia de Santa Fe y la secretaria de Obras y Servicios Públicos, Ing. Mariana Albornoz.

También participaron del mismo los integrantes del gabinete municipal, empleados de diferentes áreas del municipio, voluntarios del programa “Sumando Voluntades” del Gobierno de la Provincia, tres cuadrillas de bomberos de diferentes localidades de la provincia y personal de los Batallones del Ejército con asiento en la ciudad.

Finalmente, es oportuno informar que se coordinó con la Jefatura de la Policía de la provincia la continuidad del operativo especial de patrullaje en toda la ciudad, con apoyo de unidades de Gendarmería Nacional.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *