Impulsarán la ampliación del Parque Nacional Islas de Santa Fe
La ministra Gonnet explicó la expansión de Áreas Protegidas propuesta por el gobierno provincial. Crédito: Prensa Gobernación
Ecología
Redacción El Santafesino
02/02/2021
agroecología apicultura humedal impacto social Parque Nacional pesca artesanal

Impulsarán la ampliación del Parque Nacional Islas de Santa Fe

La iniciativa se suma al reciente anuncio de expansión de áreas protegidas de la provincia, para potenciar las funciones ecosistémicas imprescindibles que prestan los humedales, las reservas de agua dulce más importantes del país.

El gobierno de la provincia se encuentra realizando un trabajo junto a la Fundación Hábitat y Desarrollo, en el estudio de la ampliación del Parque Nacional Islas de Santa Fe, que actualmente cuenta con 4096 hectáreas. Cabe consignarse que se trata de una zona estudio que dispone de 160.000 hectáreas en el área del delta e islas, entre la capital provincial y la ciudad de Rosario. Está ecoregión del río Paraná constituye la reserva de agua dulce más importante de nuestro país y es un área de vital importancia para la cría y reproducción de especies ícticas de alto valor comercial.

“El Delta del Paraná es un humedal de importancia internacional, un ecosistema imprescindible para la salud y el desarrollo de las comunidades costeras, trabajamos en una propuesta que incluye indefectiblemente a los isleños en este proceso de construcción y crecimiento”, resaltó la ministra de Ambiente y Cambio Climático, Erika Gonnet. En el mismo sentido, funcionaria puso en valor “el trabajo coordinado con distintos actores, y el diálogo permanente con el ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible de la Nación y la Administración de Parques Nacionales”. Gonnet indicó que “el gobernador Omar Perotti y el ministro Juan Cabandié coincidieron en la importancia de continuar generando áreas protegidas, de jurisdicción nacional o provincial, que permitan conservar ecosistemas”.

Iniciativa y precisiones

“Días atrás presentamos la iniciativa Regenera Santa Fe, que en una primera etapa ampliará en 2600 hectáreas las áreas protegidas de la provincia; además elevamos la propuesta al gobierno nacional de diversos puntos donde instalar Faros de Conservación en territorio santafesino; en esta instancia, desarrollamos una propuesta para la ampliación del Parque Nacional Islas de Santa Fe”, detalló Gonnet, y agregó que “hay un claro compromiso del gobierno provincial de ampliar zonas de protección”.

“Sumado a esto, en menos de un año de gestión y teniendo como base un proyecto del gobernador Omar Perotti, logramos que Santa Fe cuente con una Ley de Acción Climática. Un marco regulatorio para avanzar en el desarrollo de políticas de Estado que nos permitan adaptar los territorios y mitigar los efectos del cambio climático; y es nuestro compromiso avanzar en acciones concretas, transversales, con la participación de todos los actores interesados y teniendo a las juventudes como principales protagonistas”, añadió la ministra Gonnet.

El anuncio se enmarca en el Día Internacional de los Humedales, en conmemoración a aquel 2 de febrero de 1971 en la ciudad iraní de Ramsar cuando se firmó el tratado sobre los Humedales de Importancia Internacional, que promueve la conservación y el uso racional de los humedales.

Desde principio del siglo XX se perdió el 64% de los ecosistemas de humedales a nivel mundial, principalmente por la transformación del uso del suelo (ganadería, agricultura, industria, minería, urbanizaciones, infraestructuras e importación de modelos productivos de ecosistemas terrestres), el cambio climático (incendios, sequías, etc.), entre otros. En Argentina representan el 22% del territorio nacional, y en la provincia de Santa Fe se destacan tres sitios Ramsar de vital importancia Jaaukanigás, el Delta e Islas del Paraná y la Laguna de Melincué.

Trabajo mancomunado

Desde el Ministerio de Ambiente y Cambio Climático de la Provincia de Santa Fe, en un trabajo mancomunado con diferentes organismos locales, provinciales y nacionales, las ONGs, el sector científico-académico y actores locales, se están impulsando estrategias de conservación y regeneración de humedales, que son fundamentales para el aprovisionamiento de agua de nuestras ciudades, moderar las temperaturas y amortiguar las crecientes del río (y las inundaciones) y disminuir la erosión de nuestras costas. Además, almacenan carbono (y mitigan los efectos del cambio climático), conservan unos de los mayores refugios de biodiversidad de la provincia y proveen alimentos, recreación y turismo a las comunidades aledañas.

“El noroeste de la Argentina, desde Buenos Aires y Misiones, tiene dos características centrales; la máxima acumulación de humedales y la máxima acumulación de pobreza de toda la República Argentina. Por lo tanto, las dos políticas estratégicas centrales para el noroeste argentino tienen que ser la conservación de los humedales y el combate a la pobreza mediante el desarrollo sustentable. En este 2 de febrero, día de los humedales, hay que pensar en estos dos términos como políticas prioritarias de la Argentina para su noroeste”, manifestó, por su parte, Fernando Ardura, Director Ejecutivo de Fundación Hábitat y Desarrollo.

Instituciones involucradas

En paralelo, conscientes de que es necesario planificar las actividades humanas que ejercen presión sobre el humedal, la secretaría de Turismo de la provincia, junto al Consejo Federal de Inversiones y la Universidad Nacional de Rafaela, está desarrollando un plan de desarrollo ecoturístico de la ruta nacional 11 para posicionar a la región como un destino turístico internacional de naturaleza. Para ello, será fundamental la instalación y el fortalecimiento de capacidades locales para desarrollar políticas y herramientas para la gestión sostenible del turismo, el desarrollo de infraestructura turística receptiva, el posicionamiento de nodos estratégicos, el desarrollo de prestadores locales y el desarrollo de una marca territorial ligada al turismo cultural, gastronómico, científico y el ecoturismo.

“Desde la secretaría de Turismo creemos que va a haber un fortalecimiento del ecoturismo a raíz de la experiencia del Covid19; ecoturismo que está vinculado al disfrute de la naturaleza, es un turismo de cercanía y regional, siendo el Parque Nacional Islas de Santa Fe uno de los lugares que seguramente más se va a desarrollar”, valoró Alejandro Grandinetti, secretario de Turismo provincial.

Y agregó: “Los últimos relevamientos de visitantes a los Parques Nacionales en Argentina se habían incrementado un 27% teniendo en cuenta solo enero de 2020, antes que el Covid19 llegué a la Argentina; esto nos hace ver que tenemos un gran potencial a desarrollar en la provincia de Santa Fe y para ello estamos desarrollando estudios que nos demuestran la capacidad de recepción y de carga de este espacio en cuanto a turistas, un relevamiento de infraestructura que se tiene actualmente y de la proyectada en función de la cantidad de visitantes que esperamos recibir y también el desarrollo de un corredor turístico que abarque desde Granadero Baigorria hasta Santo Tomé”.

En ese sentido, el funcionario provincial resaltó: “Ese corredor tendrá una oferta turística que genere atractivos en sí mismo y que potencien el Parque Nacional Islas de Santa Fe”. Se han involucrado, sumado a las ya mencionadas, las localidades de San Lorenzo, Timbúes, Oliveros, Puerto Gaboto, Maciel, Barrancas, Monje y Coronda.

“Junto al Ministerio de Ambiente estamos trabajando en la puesta en valor de los territorios insulares bajo jurisdicción de la provincia de Santa Fe, en primer lugar, con la ampliación de áreas protegidas, y en segundo lugar a partir de una explotación turística sustentable y ecoresponsable”, finalizó.

Además, en articulación con el sector empresario y los pobladores locales se promoverá la dinamización de sectores productivos para la generación de empleo verde y equidad social, fomentando actividades económicas de impacto social y ambiental positivo como la pesca artesanal, la apicultura, la ganadería regenerativa, la agroecología y la producción de especies nativas.

En suma, estas estrategias buscan la preservación de la biodiversidad, la revalorización de la cultura e identidad local, la diversificación productiva sostenible, la generación de empleo local y el fortalecimiento de la gobernanza territorial en las islas del Delta y en las localidades ribereñas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *