La etapa pseudorealista en el dibujo en niños de 12 a 14 años
Fuente:
Cultura
21/01/2004

La etapa pseudorealista en el dibujo en niños de 12 a 14 años

Al comenzar esta etapa finaliza el arte como actividad espontánea, es ahora cuando el niño comienza a pensar y ser cada vez más crítico de sus trabajos. Podríamos decir que el cambio se produce en dibujar inconscientemente lo que conoce, a la realización consciente de lo que ve.

Es un tiempo muy difícil para el arte, ya que es este el momento donde las chicas desarrollan las características de madurez sexual y los varones se preocupan por ver cuando les crece la barba, se interesan por su aspecto, por su vestimenta, por lo que dicen pero no como lo dicen, y especialmente se preocupan por como aparecen frente a los demás. Ahora se dan cuenta que no son niños pero tampoco adultos, es esta la época de la preadolescencia.

En el área intelectual se desarrolla una capacidad para el pensamiento abstracto. El docente de arte tiene grandes responsabilidades, pero es el momento justo para organizar experiencias de aprendizajes que impliquen conciencia por el arte, por su historia, por la búsqueda de nuevos materiales por hacer contacto con artistas o con sus obras, tenemos que pensar que de las actitudes y destrezas que ahora desarrollen nuestros alumnos dependerán sus reacciones y sentimientos hacia el arte cuando sean adultos.

En este momento la atención está centrada en el producto final, un trabajo tiene valor no por el esfuerzo que costo o por el proceso de su realización sino por como se ve, lindo o feo. El papel del arte debe ser de apoyo al joven, dar la posibilidad de liberación, aceptable, de sus emociones y tensiones y hacer más fácil la transición desde la expresión de un niño a la expresión de un adulto.

Ante todo lo dicho es natural que la representación de la figura humana sufra variantes de acuerdo a su toma de conciencia y preocupación por los cambios que están empezando a tener sus cuerpos. Es común encontrar dibujos en cuadernos o en los papeles que forran sus libros, donde las características sexuales son muy exageradas, reflejando su preocupación por el desarrollo físico, a estos dibujos lo ocultan de los adultos ya que en algunos casos los acompañan sentimientos de culpa.

Se esforzarán por lograr un mayor realismo incorporándole las articulaciones en la figura humana e incluirán las variables de la ropa cuando se doblan, mueven o arrugan, las luces y sombras según el cuerpo cambie de posición y las variantes de colores según las condiciones atmosféricas. Para los hápticos y para el general de los jóvenes es mucho mas divertido hacer caricaturas.

Los de mentalidad visual a esta edad descubren que los objetos se achican, pierden detalles y que los colores no son tan brillantes cuando más lejos están, les encantan realizar dibujos con ilusión de profundidad, en cambio para el de mentalidad háptica la enseñanza de la perspectiva puede resultarle frustrante ya que para él el arte es más emocional.

En esta edad los alumnos tienen un sentido intuitivo del color y el diseño, encontramos pues cuadernos llenos de diseños muy interesantes que frecuentemente se relacionan con las letras de sus nombres. Los jóvenes están llenos de proyectos que necesitan expresar y el papel primordial del profesor es ser guía para que todos esos proyectos adquieran una forma significativa, tiene que lograr una atmósfera de confianza e intercambio de ideas. Las motivaciones que ofrezcamos tienen que apuntar no al resultado final sino al deseo de realizarlas, de la toma de conciencia de sí mismo y de las cosas que los rodean, es por esto que el tema no debería ser una necesidad, el solo hecho de que surgiera uno es para ampliar el marco de referencia del alumno, ponerlo en condiciones de ver muchas vías de expresión, estimulo para que se motive y use el arte para expresarse de manera placentera.

El material que se usará será el que se adapte a las necesidades de expresión, puede ser desde yeso, pintura liquida, arcilla para modelar, cajas y tubos para construir y todos aquellos materiales que fuimos usando hasta ahora.

* Mónica Mai, Profesora de Artes Visuales Escuela Nº 29 Sgto. pedro Bustamante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *