Realizaron mejoras en el biodigestor de la Escuela Agrotécnica de Emilia para optimizar su funcionamiento
En Emilia se realizaron mejoras en el biodigestor que funciona en la Agrotécnica. Crédito: Gentileza Comuna de Emilia
Ecología
Redacción El Santafesino
09/04/2021
biodigestor biogás desechos orgánicos Emilia medio ambiente Rafaela

Realizaron mejoras en el biodigestor de la Escuela Agrotécnica de Emilia para optimizar su funcionamiento

Es un emblema de la Escuela Agrotécnica Nº 2050 “Monseñor Zaspe”. La comuna articuló acciones con estamentos provinciales y académicos para llevar adelante ajustes técnicos y capacitación.

Personal técnico del Ministerio de Ambiente y Cambio Climático de la Provincia, de la Universidad de Rafaela y sanitaristas, visitaron días atrás la localidad de Emilia para mejorar las instalaciones del biodigestor que está instalado en la Escuela Agrotécnica Nº 2050 “Monseñor Zaspe”.

“Es una experiencia interesante porque si bien hace muchos años que funciona, ahora sabemos cómo funciona” sintetizó el presidente comunal de Emilia, Esteban Panigo, al ser consultado por elsantafesino.com. En concreto, los técnicos de las entidades citadas, capacitaron a personal de la comuna para conocer, por ejemplo, cuál es la calidad del gas que genera esta tecnología, pero además se realizaron mejoras desde el punto de vista técnico.

La visita sirvió además, para poner en funcionamiento una heladera que había sido donada por el Ministerio de Ambiente, alimentada en este caso por biogás generado allí y donde se guardan los alimentos producidos por los alumnos. “Este tipo de avances son para el pueblo en general, porque la escuela utiliza estos elementos en su sala de industrialización. Es una clara mejora en la calidad de la enseñanza de los jóvenes del pueblo y la región” reflexionó.

Como se sabe, la Escuela Agrotécnica produce una variedad interesante de conservas y chacinados. El biodigestor, que funciona desde 2002 está preparado para recibir y procesar los desechos orgánicos de sus casi 1000 habitantes, unos 300 kilogramos por día. Con esa cantidad se obtiene el equivalente a 12 kilos de gas envasado, el cual es utilizado en el establecimiento educativo para calefacción, para calentar agua en una caldera y para cocinar dulces con las frutas de los árboles que son abonados con el humus que se logra -a la vez- en el proceso de biodigestión.

En este marco, la comuna es nexo entre la escuela y otros estamentos, además de acciones relacionadas directamente con este proceso virtuoso. En tal sentido, por ejemplo, los residuos orgánicos que se recolectan semanalmente en el pueblo, alimentan este biodigestor. “Es un trabajo interinstitucional porque compromete a varias organizaciones, pero además al vecino, que tiene un papel protagónico porque su separación domiciliaria contribuye al funcionamiento de este equipo, uno de los primeros instalados en la provincia, y con casi 20 años de funcionamiento” advirtió Panigo, quien añadió que con estas mejoras, se logrará potenciar aún más su funcionamiento.

Cabe señalar que los biodigestores son grandes tanques cerrados (su tamaño depende de la cantidad de basura a tratar) que trabajan con una tecnología sencilla. Por una boca de entrada se ingresa la basura (sólo orgánica), y las salidas son dos, una para el abono líquido y otra para el biogás. La energía generada en la actualidad se aprovecha para la producción de conservas como mermeladas y pickles.

Operaciones técnicas

Más específicamente, uno de los problemas habituales era que la recirculación pre-existente se obstruía frecuentemente con residuos muy pequeños, como cabos de calabaza y similares. Esto provocaba que hubiese que cortar la recirculación para abrir la cañería y desobstruir, haciendo muy complicada la operación. Además, la cámara de carga solía atascarse. Por todo ello, se decidió reemplazar la cañería por una de mayor diámetro y, a su vez, que su re-inyección llegue a mayor profundidad para ayudar a la remoción de los sólidos en esa entrada.

Por otro lado, la alimentación del biodigestor con los residuos orgánicos domiciliarios debe ir acompañada con una cierta cantidad de agua para lograr la movilidad adecuada en el interior del equipo. La fuente de agua más cercana estaba a más de 50 metros, por lo que también esa tarea se veía dificultada y el resultado es que el biodigestor esté más cargado de sólidos de lo deseable, lo cual afecta no sólo su eficiencia en la producción de biogás sino que además contribuye a los problemas de obstrucciones que mencionábamos.

Por tal motivo, con asistencia de la Comuna y del Ministerio, se ejecutó una obra para acercar la provisión de agua, extendiendo un caño por 50 metros con diversas alternativas de funcionamiento, de manera de cargar al digestor con el agua necesaria muy fácilmente y disponer de la misma para higiene del personal y otros requerimientos. Estos dos nuevos sistemas junto a la futura mesa de clasificación de la alimentación, implicarán una importante mejora en la eficiencia de la operación de este biodigestor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *