Regularización dominial: “Esto es un compromiso mutuo”
Fuente: Gobierno de la Ciudad
Política
Redacción El Santafesino
09/04/2009
barrio Chalet desarrollo social Regularización Dominial

Regularización dominial: “Esto es un compromiso mutuo”

En una Parroquia San Francisco Solano especialmente adecuada y preparada para la ocasión, el intendente Mario Barletta procedió a la entrega de 118 constancias de ocupación y 71 certificados de cancelación de deudas para los vecinos de los barrios Barranquitas Este y Oeste.

Del acto -que reunió a una gran cantidad de vecinos- participaron también el secretario de Gobierno, José Corral; el secretario de Desarrollo Social, Alejandro Boscarol; la subsecretaria de Hábitat y Vivienda, Sara Lauría; el presidente de la Vecinal Barranquitas Sur, Ramón Narváez; el cura párroco anfitrión, Walter Maggiolo, funcionarios municipales y público en general.

La actividad, que se encuadra dentro del Plan de Regularización Dominial que impulsa el Municipio, busca poner un marco de legalidad a la situación de los vecinos respecto de sus viviendas, con el objetivo de lograr una ciudad más inclusiva.

Hasta el momento se realizaron 1.700 relevamientos en 5 barrios de la ciudad. Así, en el año 2008, 152 vecinos de barrio San Lorenzo obtuvieron sus constancias de ocupación, 50 certificados de cancelación de deudas, 46 boletos de compra venta y 30 inicios de trámites de escrituración. En Pompeya, se otorgaron 26 boletos de compra venta. En Colastiné se entregaron 117 escrituras, y para julio de este año se iniciarán los trámites de venta de 120 terrenos que pertenecen al Municipio ubicados en barrio Chalet.

Los vecinos expresaron su satisfacción por poder poner en orden “sus cosas”, y para ratificar lo dicho, el titular de la vecinal Barranquitas Sur, Ramón Narváez, no dudó en destacar que “la verdad es que es esto es algo que nosotros esperábamos hace mucho tiempo. Hoy, por fin, en este barrio la gente puede sentir que es “alguien”. Durante mucho tiempo fuimos olvidados, por lo que este acto de hoy es muy gratificante y emocionante porque los vecinos empiezan a sentir que son dueños de sus casas. Es muy importante lo que hoy sucede aquí, porque es una señal de que el Municipio se está acordando de los barrios”, concluyó el dirigente barrial.

En toda la ciudad

Al momento de hacer uso de la palabra, el Intendente puso de manifiesto la importancia que para el Gobierno de la ciudad tienen este tipo de actividades: “Este programa para nosotros es primordial, porque terminar con la situación de incertidumbre respecto de la propiedad de los terrenos donde los vecinos han construido sus casas, es fundamental”, dijo Barletta. “Estamos trabajando en toda la ciudad. Hay un diagnóstico que nos aproxima a los 8.000 casos de familias que no son dueños de la tierra donde viven, y por eso estamos realizando un esfuerzo enorme, lote por lote. El año pasado ya hemos trabajado sobre 1.500 casos de regularización dominial, y este año comenzamos con mucho optimismo, con mucha fuerza para ver si alrededor de 3000 ó 4000 casos más podemos ir poniendo en orden. Como en casos anteriores, la primera etapa, consiste en atender aquellos casos en que los terrenos son de propiedad municipal y continuaremos con los que son de propiedad provincial y privada”.

Respecto del compromiso asumido con los vecinos de la ciudad, Barletta aseguró que “queremos llevar tranquilidad a la gente, para que sepan que tienen en camino de resolución su situación dominial. Asimismo, los vecinos deben comprometerse en un esfuerzo, ya que deben saber que esto no es una dádiva, sino que es un compromiso mutuo, en el cual la gente también debe dar todo lo que esté al alcance de sus posibilidades, en virtud de sus condiciones sociales”.

Compromiso

Al momento de hacer entrega de los diplomas que certifican que son legítimos poseedores de sus viviendas, Barletta recordó que “cuando asumí como Intendente, distintos actores sociales me decían que existía un problema no resuelto, que era el problema dominial. Que los vecinos, además de tener su casa, querían tener la tranquilidad de tener toda la documentación en orden. Entonces, me costaba entender cuál era el motivo que generaba esta situación. ¿Será problema de plata?, me preguntaba. Pero no. No era un problema de plata. Es un problema que tiene que ver con el compromiso, con la sensibilidad social, con entender lo que el otro necesita. Por eso, quienes nos involucramos en la gestión de lo público, debemos asumir la responsabilidad de hacer lo que tenemos que hacer”, manifestó el mandatario local.

Al hacer alusión al trabajo conjunto emprendido por las distintas reparticiones del Gobierno de la ciudad, el Intendente relató a los presentes cómo “todo el equipo de Planeamiento, sumado a la gente de Desarrollo Social, más los responsables de Distrito, se juntaron para ver en qué situación se encontraba cada caso, a juntar los papeles, a hacer relevamientos lote por lote, porque, en definitiva, de lo que se trataba era de poner el lomo, de trabajar, de justificar que si estamos trabajando y que nuestros sueldos son el producto del esfuerzo de ustedes, debemos darles las respuestas que ustedes necesitan”, enfatizó.

“Así fue como en el 2008 comenzamos con la regularización dominial en la ciudad, y antes de terminar la gestión, todos los vecinos tendrán la tranquilidad y la felicidad de saber que esa casa que construyeron en ese pedacito de terreno les es propia. No tanto para ellos, sino -fundamentalmente- para sus hijos”, concluyó Barletta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *