Santa Fe busca ordenar el tratamiento de residuos
Santa Fe busca ordenar el tratamiento de residuos Crédito: Gobierno de la ciudad de Santa Fe

Santa Fe busca ordenar el tratamiento de residuos

¿Qué hacer con los residuos sólidos urbanos? La pregunta interpela, por igual, a todas las ciudades grandes del mundo. En tal sentido, si bien Santa Fe dio un gran paso en lo que se refiere a la clasificación y recolección de residuos domiciliarios, la basura proveniente de la actividad comercial y de la construcción es un tema más complejo de resolver. En ese contexto, el intendente José Corral presentó cuatro proyectos de ordenanzas que fueron elevados al Concejo Municipal y que tienen como objetivo ordenar el sistema de transporte y disposición final de residuos sólidos provenientes de grandes generadores, como así también de actividades de la construcción y de la gastronomía.

La presentación se realizó en la Sala de Reuniones de Intendencia. Allí, el mandatario local, acompañado por: Leonardo Simoniello, presidente del Concejo; Adriana Molina, secretaria de Gobierno; Carlos Pereira, secretario General; Carlos Medrano, secretario de Desarrollo Social, y Roberto Celano, subsecretario de Ambiente, brindó detalles de los cuatro proyectos de Ordenanza, que se enmarcan en el programa Ciudad Verde que impulsa el Municipio.

Por el ambiente

“Estos son los lineamientos de un proyecto de desarrollo de la ciudad de Santa Fe, que llamamos Santa Fe 2020, donde queremos tener además de las actividades del día a día y de la atención de la coyuntura, una mirada de mediano plazo y apostamos a tener una ciudad ordenada, limpia y respetuosa de su medio ambiente”, apuntó el mandatario local.

En consonancia, Corral agradeció la presencia de los Concejales y agregó: “A partir de ahora se abre un espacio de debate en el ámbito del Concejo Municipal. Con estos proyectos buscamos darle solución a los problemas que generan los microbasurales, que son una queja sistemática de los vecinos en muchos barrios de la ciudad, y el problema que trae la tracción a sangre, en cuanto al tránsito y al maltrato a los animales”.

Contenedores

El primero de los proyectos presentados se refiere a la Modificación del Reglamento de Edificaciones para introducir cambios en las características de los contenedores que se utilizan principalmente en las obras de construcción. El objetivo es regular a las empresas que brindan los servicios de contenedores y la disposición final de los residuos provenientes de las obras. La propuesta es que existan dos tipos de contenedores: unos pintados de color amarillo con tapa y candado, en el que solo se pueda depositar tierra, arena, piedras y escombros. Y otros pintados de verde, en el que se depositarán todo el resto de los residuos provenientes de obras (plásticos, maderas, caños, cartón e, incluso, orgánicos).

El contenido de los primeros – aquellos que contienen escombros y tierra- sólo podrán ser volcados en predios especialmente habilitados por el Municipio. Estos predios podrán ser privados, siempre que reúnan las condiciones ambientales y de altura necesarios, o predios públicos.

En la actualidad ya existen tres lugares del Municipio que se han habilitado para tal fin: uno en la zona de la Vuelta del Paraguayo, otro en el futuro Parque de la Constitución y otro en el Área Industrial. Existe la opción que las empresas de contenedores vuelquen estos contenedores en el propio Relleno Sanitario. El contenido del resto de los contenedores deberá ser dispuesto exclusivamente en el Relleno Sanitario.

Vinculado a esta iniciativa, el Municipio envió al Concejo otro proyecto que apunta a la creación de un Registro de Operadores del Servicio de Contenedores. El proyecto, en el artículo 2 indica que “toda empresa que se constituya legalmente a los fines de la operación de los servicios de contenedores para la disposición y transporte de escombros, piedra, arena y suelo y otros residuos provenientes de obras en construcción, así como de residuos, desechos y desperdicios en general, deberá inscribirse obligatoriamente en el Registro de Operadores del Servicio de Contenedores”.

Bentonita

Otro proyecto de ordenanza está orientado a regular el transporte y la disposición de otro residuo vinculado a la construcción: la bentonita. Se trata de un material arcilloso semi-sólido que se utiliza en las obras de construcción de edificios para impermeabilizar el suelo en las tareas de pilotaje de cimientos. La bentonita es un residuo que tradicionalmente fue recolectada a través de camiones atmosféricos que volcaban su contenido -junto con el de otros líquidos provenientes de pozos negros- en el viejo volcadero ubicado en Caleta Sur. Desde que se cerró ese volcadero, el vaciamiento de atmosféricos se realiza directamente en el sistema cloacal, en la planta ubicada en la zona de Bajada Distéfano, donde no es posible el volcado de bentonita, ya que ello produciría una obstrucción del conducto cloacal.

El proyecto establece que el servicio deberá ser prestado por empresas habilitadas para el transporte de estas sustancias. Y determina que el Municipio fijará las condiciones en las que las empresas prestadoras del servicio podrán efectuar la disposición final de bentonitas y pastinas en los predios que habilite exclusivamente para tal fin.

Gastronomía, bancos y más

A su vez, otro de los proyectos busca la regulación de los grandes generadores de residuos -como por ejemplo, los locales gastronómicos y las entidades bancarias ubicadas en el centro de la ciudad- que producen gran cantidad de basura. La normativa actual ya prevé que los grandes generadores -es decir, aquellos que producen más de 1m3 de residuos diarios- deben contratar un servicio de recolección especial y de hecho existen varias empresas (en este momento hay 6 en la ciudad) que prestan este servicio. Las entidades bancarias y financieras que se encuentran, principalmente, en la zona del microcentro santafesino generan una gran cantidad de papel y cartón, residuos que se acumulan en una zona urbana particularmente crítica, ocasionando diversos inconvenientes en muchas esquinas céntricas.

Por tal motivo, se busca crear un sistema de recolección especial que llegue a las propias entidades. Asimismo, los establecimientos gastronómicos, básicamente restaurantes y bares, tienen en la actualidad el problema que disponen de los residuos para su recolección en horarios en donde el servicio habitual ya no se presta (a la madrugada, o en horarios de la siesta). Ello ocasiona dos inconvenientes serios: el primero es que los carreros ingresan a la ciudad y al macrocentro en horarios diurnos para proceder al retiro (por la mañana o la siesta). El otro problema es el volcamiento de estos residuos en cualquier tipo de predios existentes en los barrios de la ciudad y muchas veces en espacios públicos. Por lo tanto, es medida no sólo va a permitir la disminución de basurales en barrios del oeste y norte de la ciudad sino que, además, permitirá un mejor control sobre el ingreso de carros en horarios diurnos, cuando no está permitida su circulación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *