Se realizó en Santo Tomé un nuevo curso para dejar de fumar
Fuente: Prensa Gobernación
Sin categoría
Redacción El Santafesino
18/05/2012
cesación tabáquica educación física nutricionistas

Se realizó en Santo Tomé un nuevo curso para dejar de fumar

Con la participación de más de 80 participantes concluyó en la ciudad de Santo Tome, departamento La Capital, el 9° curso gratuito de “Cesación tabáquica”.

La actividad está diseñada en cuatro jornadas por parte del Ministerio de salud provincial, a través del Plan de Prevención Tabáquica de la Unidad de Promoción de la Salud, y en este caso contó con el apoyo de la Subsecretaria de Salud municipal.

Estos cursos para dejar de fumar se dictaron en ocho oportunidades en distintas poblaciones santafesinas. A los mismos asistieron más de 2.200 personas, entre ellas 1.600 estudiantes y 600 adultos, que “decidieron apostar por la vida”, valoraron desde la cartera sanitaria.

Este noveno curso, dictado en Santo Tomé, comenzó el lunes 14 de 19:30 a 21:30 durante cuatro días, en el salón del Centro Comercial santotomesino, ubicado en Almirante Brown 2028.

Durante la apertura la coordinadora del Plan de Prevención Tabáquica, Beatriz Martinelli, agradeció a los asistentes su participación dado que “la decisión de dejar de fumar es la mejor que pueden tomar para proteger su salud presente y futura”.

La funcionaria mencionó también que “miles de santafesinos están respondiendo a esta convocatoria y sumándose a los cursos” con el fin de “tener herramientas, información y apoyo a fin de sostener su decisión de dejar de fumar”.

En tanto, el subsecretario de Salud de la Municipalidad santotomesina, Mario Montenegro, expresó el “compromiso del gobierno local con la salud de los habitantes” en el abordaje de este “grave problema de salud pública” y auguró que en coordinación con el ministerio del área “se espera poder replicar esta convocatoria”.

A las clases asistieron integrantes de los equipos de salud del Samco (Servicio de Atención Médica a la Comunidad) local, quienes expresaron su deseo de trabajar en prevención y cesación tabáquica desde su población.

El desarrollo del curso está a cargo de un equipo interdisciplinario, integrado por médicos, psicólogos, nutricionistas y profesores de educación física. Los profesionales orientan el cambio de hábito apuntando a que cada asistente encuentre una herramienta útil para lograr el objetivo de dejar de fumar.

Pandemia

Según la Organización Mundial de la Salud (OPS), el tabaquismo es la principal causa de enfermedad y muerte evitables en el mundo. Debido a ello, se ha constituido en la mayor pandemia del último siglo.

Asimismo, en el marco de las estrategias de rehabilitación y seguimiento del proceso de cesación tabáquica se “efectúan evaluaciones del resultado de todos los cursos implementados, a los tres y seis meses, las que han arrojado resultados muy positivos”, indicaron desde Salud provincial.

Modalidad

“A cada persona se le hace al inicio y a la finalización del curso una medición de monóxido de carbono en el aire expirado, comprobándose que un alto número de los participantes, logró llegar a cero cigarrillos fumados, denotándose la normalización de estos valores y su equiparación a la de los no fumadores”, añadieron desde el área sanitaria.

Explicaron además que “a cada participante se le hace entrega de una carpeta con material educativo e informativo relacionado al tabaquismo y con las distintas herramientas y estrategias disponibles para dejar el hábito”.

Asimismo, al inicio del curso se realiza una encuesta a los participantes, para evaluar el nivel de adicción al tabaco que presentan así como la cantidad de cigarrillos fumados por día y de años de persistencia del hábito.

También a los seis meses de finalizado el curso, se realizan entrevistas telefónicas a fin de evaluar el logro de la cesación tabáquica en los participantes.

Obleas autoadhesivas

Paralelamente al dictado de los cursos, la estrategia de Ambientes Libres de Humo se fortalece a través de la distribución de obleas autoadhesivas. Asimismo, se mantiene un diálogo con las autoridades comunales e instituciones locales, en el marco de la ley 12432.

Debido a los avances registrados en el curso realizado en Santo Tomé, se conformó un grupo de autoayuda, coordinado por profesionales locales, a fin de que aquellas personas que han tomado la decisión y que lo necesiten, puedan seguir contando con un espacio de apoyo para su propósito de dejar el hábito y erradicarlo definitivamente.

En ese marco, en la jornada final del cursado, los participantes concurrieron acompañados de un ser querido que entregó el diploma que acredita la voluntad y el esfuerzo en dejar este hábito tan nocivo para la salud.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *