A 20 años de la reforma de la Constitución Nacional
Fuente: Prensa Gobernación

A 20 años de la reforma de la Constitución Nacional

El gobernador Antonio Bonfatti participó del acto oficial por el 20° aniversario de la Reforma Constitucional de 1994, que se llevó a cabo en la Universidad Nacional del Litoral (UNL). En la oportunidad, acompañaron al gobernador en el estrado el intendente de Santa Fe, José Corral; el rector de la UNL, Albord Cantard; y el presidente de la Convención General Constituyente de 1994, Eduardo Menem.

“La reforma del 94 vino a coronar la consolidación definitiva del sistema democrático en la Argentina”, sostuvo Bonfatti en el Paraninfo de la universidad, donde también estuvieron presentes la vicepresidenta segunda de la Cámara de Diputados de la Nación, Patricia Giménez; y el ministro de Gobierno y Reforma del Estado, Rubén Galassi.

“En un acto de fe democrática –fundamentó el gobernador-, los constituyentes incorporaron el artículo 36 en la Constitución, que condena todos los actos de fuerza que se alcen contra el orden institucional y el sistema democrático, y aclara que los actos de los gobiernos usurpadores serán insanablemente nulos, estableciendo sanciones para sus autores”.

En ese punto, también puso de relieve que la Carta Magna establece que “los actos dolosos, de enriquecimiento, cometidos por los funcionarios constituyen un atentado al sistema democrático. En definitiva, la cláusula de defensa de la democracia y el orden constitucional, en todas sus formas, ha sido, como lo dijo un convencional constituyente, la consagración normativa del Nunca Más”.

Bonfatti marcó, no obstante, que “la ampliación de derechos y garantías y una nueva organización de los poderes en Santa Fe es todavía una tarea pendiente, ya que la Constitución de nuestra provincia no fue reformada desde 1962”.

El gobernador también instó a reflexionar sobre si la reforma del 94 logró limitar los abusos en la utilización de los decretos de necesidad y urgencia o la delegación de facultades del Congreso al Ejecutivo; si han funcionado adecuadamente los organismos de control; si las provincias argentinas han ganado en autonomía y el régimen fiscal se ha vuelto más equitativo y justo; si se cumplió con la reglamentación legal para el reparto de los fondos coparticipables.

“Deudas pendientes que parecieran más atribuibles a la dinámica de la política y de los factores de poder de la Argentina que a las cláusulas constitucionales de la reforma del 94”, señaló.

En tal sentido, consideró que este 20 aniversario debe servir para “profundizar ese debate y que los temas constitucionales no deben verse como un tema de especialistas ni de políticos, sino de la sociedad en su conjunto. La Constitución supone un pacto entre iguales y por ende, todos deben ser partícipes de su análisis, de sus críticas y también de su construcción y de su defensa. Ese debe ser nuestro compromiso”.

La vicepresidenta segunda de la Cámara de Diputados de la Nación agradeció a las autoridades, porque “no es sólo un homenaje sino también una oportunidad para la reflexión sobre 20 años de reforma y 30 de democracia».

El intendente Corral, por su parte, destacó que “la ciudad de Santa Fe es la cuna de la Constitución” y señaló la necesidad de “poner en valor y recuperar esa historia. Debemos brindar a todo el país el mensaje de la Constitución, que es el documento de los derechos de los argentinos. Un mensaje de pluralismo y ejercicio efectivo de los derechos”, precisó el intendente.

A su turno, Eduardo Menem agradeció «la nunca discutida cordialidad con que siempre nos han recibido los santafesinos” y manifestó que “volver a está universidad es como volver a una casa que nos acogió tan amablemente. Santa Fe es la cuna de la Constitución Nacional».

La Constitución del 94 es «de todos, hecha por todos y para todos los argentinos; sólo nos resta obedecerla”, afirmó.

Por su parte, Cantard felicitó a los organizadores del acto, porque “sin su actitud hoy no contaríamos con la presencia de más de 100 ex constituyentes. Es un honor para nosotros recibirlos”.

“Uno de los mayores ejemplos de la Convención del 94 es que en la discusión y los acuerdos políticos, los disensos se escuchaban. Deberíamos rescatar en muchos ámbitos este ejemplo de que los desacuerdos no se oculten. Pongamos en práctica los mecanismos republicanos», concluyó Cantard.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *