La UNL está al límite de su capacidad
La UNL está al límite de su capacidad

La UNL está al límite de su capacidad

El Consejo Superior de la Universidad Nacional del Litoral reunido aprobó una declaración que refiere a la crítica situación que vive nuestro país y las universidades en particular. Los representantes de todos los claustros universitarios acordaron por unanimidad cuestionar las “nefastas secuelas del modelo económico y la subordinación a intereses sectoriales” y reiterar la importancia de la educación para encontrar soluciones alternativas.

Los universitarios expresaron que “el pleno ejercicio de la autonomía universitaria se posibilita sólo en un marco de libertad externa a partir de las condiciones que efectivamente garanticen las ejecuciones presupuestarias pertinentes” y resolvieron exigir al Estado Nacional “el inmediato giro de los fondos adeudados a esta Universidad Nacional”.

Subrayaron que el recorte del 13% en los sueldos, el no pago de los incentivos docentes y la depreciación del presupuesto y salarios como consecuencia de la devaluación ponen a la comunidad universitaria en una “situación desesperante”, y están llevando a la Universidad “al límite de nuestra capacidad de mantener abierta nuestra Casa de Estudios por falta de envío de fondos para gastos de funcionamiento durante ya casi ocho meses”.

Por otra parte, comprendiendo la difícil situación que padece el país y “plenamente conscientes de los problemas que las perversas políticas económicas han provocado en las grandes mayorías de la sociedad argentina”, el Consejo enfatizó una vez más que “el Estado Nacional debe garantizar el financiamiento de la educación publica y gratuita en general y la superior en particular” y su importancia como generadora de “conocimiento, conciencia y espíritu, en la tarea de construcción de una nueva Nación”.

Además, el Consejo Superior explicitó el rechazo a “la aplicación del modelo económico neoliberal convalidado por los diferentes gobiernos nacionales y provinciales durante los últimos años” y se solidarizó “con el conjunto del pueblo argentino por la grave situación de pobreza, hambre y exclusión por la que estamos atravesando”. Asimismo, se redobló el compromiso de la Universidad Nacional del Litoral en la búsqueda de soluciones alternativas para salir de la crisis.

Finalmente, se dejó planteada la necesidad de una justa recomposición del presupuesto para el conjunto de las universidades públicas en el marco de una equitativa distribución del presupuesto nacional.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *